Se hacía esperar...




Uffs...

Había escrito una parrafada sobre el por qué no me gusta que llevemos sillas al campo, sobre por qué me parece feísimo ver a los chavales sentados en aislantes y los Scouters en sillas.
Pero no estaba bonito.

Había escrito sobre si el llevarnos las sillas al campo no es más que un símbolo de que nos estamos alejando de lo que creemos ser y acercando al verdadero espíritu del dominguero, iba a escribir sobre lo creídos que somos los Scouts que creemos ser especiales porque prometemos un montón de cosas que nunca cumplimos, y después nos llevamos sillas al campo...
porque en el suelo no nos queremos sentar...

Yo no sé qué pensar... Sólo pienso que no es bonito, que no sé el motivo por el que dejar de sentarnos en el suelo para alejarnos de éste y usarlo sólo para pisarlo... y para que se sienten los chavales claro.




3 comentarios:

one of us dijo...

...la silla en el campo nos aleja de la tierra, nuestra madre....

sebrita dijo...

valiente estupided

Cayetano dijo...

Pos será tu madre, la mía se llama mariloli.... xD, que la silla en el campo ap jugar al juego de las sillas y si se puede hacer con troncos mejor que con sillas, que totalmente de acuerdo aunque no creo que sea tan extrema la cosa, además si usamos sillas no nos guarreamos los pantalones y no parece que hayamos ido al campo que es lo guapo cuando se vuelve de alguna acampada, llevar a la estación de autobuses to llenos de tierra y guarreaos... (estoy seguro de que piensan "esta gente se lo tiene que haber pasao del carajo") aunque me da igual lo que piense la gente en verdad... jeje , soy una maruja me pongo a hablar y me tiro por los cerros de Úbeda, ¡¡un beso hanah!!